programacion domotica

¿Quieres que las persianas de tu hogar se abran automáticamente cada mañana? ¿Gestionar la calefacción desde tu teléfono móvil? ¿Programar las luces para ahorrar en tus facturas? La domótica es la mejor solución a todas tus preguntas, una avanzada tecnología que convierte en realidad lo que era ciencia ficción hace unas décadas.

Si quieres saber más de este tema, te recomendamos que no te pierdas nuestra entrada de hoy. Ya que vamos a hablar del sistema KNX de domótica, veremos cómo funciona y lo fácil que resulta transformar tu hogar en una casa inteligente. ¿Estás list@? ¡Bienvenid@ al futuro!

¿Qué es KNX y por qué ha supuesto una revolución?

KNX se basa en la comunicación de datos a través de cables y está especializada en instalaciones domóticas de gran tamaño. Sin embargo, también se adapta a la perfección a nuestras viviendas, ya que solo hay que cablear las habitaciones que deseamos gestionar.

¿Cables en pleno siglo XXI? ¡Sin duda! KNX es una de las fórmulas más eficaces para administrar una red domótica doméstica, ya que evita todos los problemas relacionados con la falta de cobertura o el aislamiento de los dispositivos. Además, la comunicación se lleva a cabo multidireccionalmente, por lo que no es necesario contar con un centro de control.

¿Cómo? ¿No hay centro de control? ¿Cómo lo manejamos entonces? Cada dispositivo conectado a una red KNX se vuelve completamente autónomo, por lo que puede funcionar por sí solo e interactuar con otros aparatos sin problemas. Estamos por tanto ante el protocolo de comunicación definitivo. Aúna facilidad de uso, comodidad y seguridad y proporciona a los usuarios infinitas posibilidades para la domótica del hogar.

¿En qué consiste el sistema KNX de domótica?

El corazón de esta tecnología es el cable BUS KNX, que se puede colocar aprovechando la instalación de la línea de electricidad convencional. Además, el conjunto cuenta con una serie de sensores, detectores y pantallas que nos permiten gestionar fácilmente las luces, ventanas, videocámaras y otros aparatos inteligentes de nuestro hogar.

El sistema KNX es una solución a largo plazo para la domótica de tu vivienda. Una vez que efectúes la instalación básica, podrás reprogramarla o ampliarla a otras habitaciones con facilidad. ¿Es una tecnología muy cara?

Aquellos que han escuchado hablar de KNX lo asocian a redes de alto coste para uso profesional. Pero la realidad es bien distinta, ya que esta tecnología tiene un precio asequible para casi todos los bolsillos. Para que te hagas una idea, un piso de 2 habitaciones puede estar en torno a los 1.500 euros.

domotica

El estilo de vida KNX

En la actualidad, la domótica es muy popular entre los usuarios. Pero el auge que ha experimentado el KNX es sorprendente. Desde 2016 el acceso al código es gratis, por lo que han proliferado los cursos que nos enseñan cómo funciona su lenguaje. Además, se ha creado una pequeña subcultura dedicada por completo a este sistema, con una cuotas de exclusividad similares a la que experimenta la comunidad de Apple.

Esto es debido a las enormes posibilidades que nos brinda el sistema KNX, que nos permite controlar todos los aparatos domóticos de nuestra vivienda y ahorrar una considerable cantidad de dinero en las facturas de suministros a fin de mes. Sin olvidarnos lo sencilla que resulta la instalación y las opciones de escalabilidad de cara al futuro.

¿Y tú que tienes que decir? ¿No tenías ni idea de que existía esta tecnología? ¿Formas parte ya del estilo de vida KNX? Nos harías muy feliz si dejaras tu opinión en los comentarios. ¡Ah! Se nos olvidaba, ahora que estás en casa y tienes mucho tiempo libre, queremos recomendarte esta entrada donde te mostramos cómo tener un hogar inteligente. ¡Hasta otra!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here