Los routers son, probablemente, los periféricos más descuidados de todo el sector tecnológico ya que en la mayoría de ocasiones aceptamos resignados el que la compañía de telecomunicaciones nos suministra en nuestro contrato de forma gratuita y, como mucho, pedimos un cambio cuando no funciona en la medida en que nos parece satisfactoria. Sin embargo, debería ser todo lo contrario.

En realidad, se debería haber fomentado la compra individual de un router compatible con cualquier conexión de telecomunicaciones, sin importar la compañía con la que se vincule el usuario. Se intenta por parte de los fabricantes, pero muy pocos escogen un periférico externo pagando, cuando pueden conseguirlo gratuitamente. En este artículo te explicamos las ventajas de comprar un router propio y en qué factores te beneficia hacerlo.

Rendimiento máximo

Un router estándar puede dar función óptima hasta a 10 dispositivos, pero esto es la teoría. Si tienes un par de móviles conectados, el Internet de casa en marcha y conectas alguna tablet, verás cómo baja sensiblemente el rendimiento de Internet en tu hogar. Uno de los routers nuevos de mejor rendimiento podría realizar este trabajo sin crear un cuello de botella del suministro de ancho de banda, siempre manteniendo los máximos niveles de velocidad de subida y de bajada.

Diseño atractivo

Es algo importante sobre todo a quienes se preocupan de un diseño de interiores impecable. Los nuevos routers se han adaptado a todos los tipos de diseño y decoración existentes y siempre puedes optar entre uno tecnológicamente agresivo o elegantemente discreto.

Y entre ambos extremos es posible escoger entre prácticamente cualquier diseño posible, algo que mejora sensiblemente el sobrio y poco atractivo acabado de los routers regalados por las compañías de telecomunicaciones.

Software configurable

Los usuarios más avanzados echan en falta algo de vital importancia para aprovechar el 100% de su conexión contratada, la configuración de software del router. Con un router propio que disponga de un sistema de gestión de software, el usuario puede controlar desde la seguridad de acceso para evitar la indeseable entrada de intrusos, como diferentes capacidades en base a la función que el usuario realice durante la navegación.

La diferencia de precio sigue siendo el principal escollo en este sector.

Sin embargo, cada vez más usuarios se quejan de no ver bien el streaming en 4K, de poder navegar con 20 o más dispositivos, etc. y las empresas de telecomunicaciones aseguran que aportan la máxima conectividad contratada, pero sus routers, gratuitos en cada contrato, no dan para más. Si es tu caso un router propio sería la diferencia que estás buscando.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here